Área de Artes y Humanidades

Cristo obró milagros y los hizo en gran número. “A través de sus gestos, sus milagros y sus palabras, se ha revelado que en él reside toda la plenitud de la Divinidad corporalmente” (Col 2,9). Su humanidad aparece así como signo e instrumento de su divinidad: la misma voz que dice hágase la luz, y la luz se hizo, es la que dice, Lázaro, sal fuera, y el muerto vuelve a la vida.

Conoce nuestra oferta académica