Solicita información

Desde familias y emprendedores a altos ejecutivos… por qué hoy es tan necesario invertir en educación financiera

La inflación, el coste de vida y otros factores económicos tornan cada vez más indispensable saber de finanzas. Natalia Giordano, profesora de UNIR experta en este ámbito, habla sobre ello.

Desde la economía doméstica al sector de las grandes empresas, pasando por el del emprendimiento, las decisiones en materia de finanzas hoy se tornan claves. Inflación, ahorro, inversiones, previsión, riesgo… son algunos de los temas que inevitablemente en la actualidad están asociados a las finanzas personales o corporativas, cada una en su escala.

¿Quién no se enfrenta en la vida diaria a tener que optar por contratar un seguro de hogar u otro? ¿O a cómo recortar gastos y saber ahorrar, cuando el coste de vida se dispara?  ¿Qué emprendedor o empresario no debe contar con conocimientos sólidos, o al menos básicos, para escoger un camino a la hora de invertir o de solicitar un crédito? De este y otros temas habla en la siguiente entrevista Natalia Giordano, profesora de Finanzas Corporativas en el MBA de UNIR, y consultora en finanzas personales (ADE – Economista con MBA especialidad en finanzas).

La necesidad de formarnos en materia de finanzas personales

Pregunta: -¿Por qué es tan importante invertir hoy en educación para tomar las mejores decisiones en materia de finanzas personales?

Respuesta: -Sin dudas, Finanzas debería ser un tema que se aprenda en la secundaria. Hoy y siempre. Todos, alguna vez en la vida nos cruzaremos con la necesidad de firmar una hipoteca, contratar seguros, ahorrar para los hijos, o asegurar que tendremos una jubilación sin carencias.  Lo que ocurre es que al no tener nada de formación desde pequeños, las finanzas se vuelven engorrosas, aburridas y complicadas. Claro… un montón de números que recibes en un documento lleno de letra pequeña y escrito por especialistas, suele abrumar. Pero si empezamos a abrir el oído a pequeños contenidos, seguramente nos ayudarán a tener un mejor pasar. En algunos casos nos permitirán no correr detrás de la cuenta en negativo, y en otros, saber que el dinero en la cuenta corriente del banco, sin hacer nada, pierde mucho valor.

Experta en finanzas Una estudiante realiza un ejercicio financiero.

P:-Muchos temen intentar ‘adiestrarse’ en el mundo de las finanzas porque consideran que es complejo, pero no tienen en cuenta que nos puede resolver muchas cosas en la vida diaria…

R:-Saber de finanzas es importante porque nos da tranquilidad. Muchas de las personas que llegan a mi asesoría se culpan de “ser un desastre con los números” y se afligen porque no recuerdan, por ejemplo, la tasa de interés de su hipoteca. Menos aún la de la tarjeta de crédito que, a veces, pensamos que no nos cobra nada. Excepto promociones, el precio del dinero es el interés. Si tenemos algún producto financiero, tendrá su costo, y sería bueno ser capaces de saber si lo que hacemos con ese dinero, vale “la pena” (o el interés… para este caso). Si entendemos lo que tenemos, y lo que pagamos por ello, vamos a “dormir” más tranquilos.

P:-¿Qué estrategias recomienda para personas que deseen dar los primeros pasos en materia de educación o formación financiera?

R:-Tener un consultor financiero personal e independiente de una institución financiera es mi mejor recomendación, más aún si sabemos que en algunos casos no le cobran al cliente, sino solo a las grandes empresas. También, mantenerse informado o leer artículos relacionados a finanzas personales, pero de fuentes seguras. Hoy hay mucho contenido en las redes y en algunos casos pueden dar consejos “peligrosos”, por eso mejor constatar la fuente, y seguirlos por un tiempo antes de ejecutar sus consejos. Además, siempre recomiendo algo muy sencillo: preguntar. Debemos tratar de entender todo lo que firmamos. Las finanzas no son para extraterrestres, son de sentido común, lo que ocurre es que por muchos años los tecnicismos y la especialidad alejaron a las familias de esta información, y ya no debe ser así. Un consultor financiero (o quien esté haciendo firmar el producto financiero) debe ser capaz de explicar y resolver todas las dudas del firmante. Finalmente, lo ideal es formarse en instituciones oficiales.

Los ‘finfluencers’ están de moda, pero deben ser “sanos y correctos”

P:-En los últimos tiempos han cobrado cada vez más protagonismo para los ciudadanos de a pie los influencers financieros, también conocidos como ‘finfluencers’… ¿Quiénes son? ¿Por qué ocurre esto?

R:-Un ‘finfluencer’ es una persona activa en redes sociales, que comparte opiniones sobre temas financieros, y que destaca por la importante cantidad de seguidores que tiene. No está estrictamente medido quién es y quién no. No es fácil de definir, lo cierto es que aquellos con mucha repercusión lo serán, mientras mantengan su credibilidad entre sus seguidores, eso implica que hoy pueden serlo y mañana no. Están ganando más espacio porque existe una preocupación generalizada por el tema de las finanzas personales, y un gran desconocimiento sobre este tema. Entonces tratamos de “enterarnos” de algunas cosas básicas a través de estos contenidos online de ‘finfluencers’ que son amenos, cortos y fáciles de entender (en primera medida). De lo que tenemos que asegurarnos es de que sean sanos y correctos.

Profesionales de finanzas La gestión de finanzas resulta clave para las familias y las empresas.

P:-¿Cómo las familias pueden “optimizar” su salud financiera, con buenas prácticas?

R:-Considero que la primera medida es romper el miedo que le tienen a las finanzas. En mi primera clase siempre pregunto a mis alumnos qué piensan sobre las finanzas, y la mitad me contesta que son difíciles, y la otra mitad que no le gustan. Cuando las clases terminan, cuatro meses después, al menos logro que me digan que son interesantes y de “sentido común”. Lo anterior les llevará a las familias a poder preguntar, e investigar la “letra pequeña” de los productos financieros que tienen.

P:-¿Podría comentar algunos consejos básicos en este sentido?

Solo algunos de ellos, resumidamente pueden ser: identificar los objetivos financieros a corto (menos de 3 años), medio, y largo plazo (+20 años). Después hay que cuantificarlos. Posteriormente, deben fraccionarse para que sea tangible, alcanzable. Lo siguiente es optimizarlo con una herramienta que pague por nuestro ahorro, sintiéndonos cómodos con el riesgo que se asume. Empezar cuanto antes el plan, porque cuánto más pasa el tiempo, menos pagan de interés las herramientas financieras. Enumerar qué ingresos reales tenemos, y cuáles son los gastos reales fijos. En este punto, es importante revisar si alguno de los gastos fijos, o las “filtraciones” que existan, se puede reducir. Finalmente: siempre hay que mantener nuestro “colchón”, esa pequeña cantidad de dinero para imprevistos: ese si, “no se toca”.

P:-Endeudarse, ¿sí o no?

R:-Aquí hay una gran diferencia entre las finanzas personales y las corporativas, aunque hay una norma de sentido común que prima en ambas: la deuda solo sirve si es para “apalancar”/impulsar el crecimiento. Una hipoteca es una deuda, sí, pero si el precio es razonable, en unos años, ese piso será nuestro patrimonio. En cambio, haber pagado una cuota similar de alquiler, no nos dejará nada. La deuda por un crédito personal no solo es 5 o más veces cara que la de una hipoteca, sino que no incrementará el patrimonio, normalmente. Otra cosa importante para que tengan en cuenta quienes creen que ahorrar les desmejora la calidad de vida actual: hay cuotas para todo. Una para comprar el piso, una para las vacaciones en Ibiza, (o el Caribe) y una que queda en cuenta para los “gustos” del día a día… solo hay que dividirlas.

La gran oportunidad de educarnos en finanzas corporativas

El otro gran segmento, que también mueve el mundo, es el de las finanzas corporativas. Las empresas demandan cada vez más profesionales que sean expertos en dirección y administración financiera o en gestión de riesgos, por ejemplo.

P:-¿Cómo atienden las universidades esa necesidad urgente del mercado?

R:-La vertical de Finanzas de la Facultad de Empresa y Comunicación de UNIR ofrece una importante gama de programas especializados en finanzas, que tienen una salida laboral amplia e inmediata. Hay programas específicos para quienes deseen desempeñarse de manera profesional en este sector, como el Master en Dirección y Gestión Financiera de UNIR, que cada vez forma más expertos en asesoramiento financiero y bancario. Este programa egresa perfiles con capacidad de ayudar y resolver los temas de planificación financiera que se plantearon antes, y además gestionar carteras de grandes patrimonios e inversionistas, tratando de conseguir rendimientos superiores a los que el mercado arroja. Además, el egresado estará capacitado para asesorar a empresas respecto a financiación, inversión, riesgos y temas fiscales derivados.

Un experto en gestión de riesgo. El gestor de riesgos financieros es otro de los perfiles más cotizados.

P:-¿Qué valor diferencial tiene este programa?

R:-Tiene como punto diferencial al acompañamiento del alumno en el aprendizaje, las prácticas y la formación integral como asesor, es mucho más que un conjunto de cursos que podemos tomar los consultores financieros por separado. Siempre con una inclinación hacia el cliente, para entender sus necesidades y saber explicar las estrategias planteadas de manera clara y amena, lo que asegura una relación con el cliente, de por vida. Sumamos en UNIR también su capacidad para mantener siempre el último grito de la tecnología en herramientas de análisis y gestión, y los profesores con actualización permanente gracias a su inmersión en el mercado financiero constante.

P:-En este espectro, ¿considera que el perfil de gestor de riesgos financieros también es de los más cotizados y requeridos?

R:-Sin dudas. Por ello, esta Universidad ofrece el Máster Universitario en Gestión de Riesgos Financieros, que cuenta con un punto diferenciador sobre el resto de la oferta académica existente: la alianza con GARP (Global Association of Risk Professionals). El Máster cubre los contenidos del título de FRM™ que otorga esta asociación, principal acreditación profesional en gestión del riesgo, reconocida como la referencia para contrastar los conocimientos de un Risk Manager, y está orientado a profesionales que deseen desempeñarse en lo profundo de entidades financieras, aseguradoras, o fondos de inversión, aprendiendo además a utilizar herramientas de business intelligence para tomar decisiones. Es un gran mix entre finanzas y IT muy requerido en el mercado hoy.

Calculadora y ordenador, herramientas claves de finanzas. Hay diversos programas específicos para quienes deseen desempeñarse de manera profesional en el campo de las finanzas.

P:-Entre esas herramientas de BI que menciona, ¿el Big Data está comenzando a incorporarse de manera clave en el mundo de las finanzas? ¿Este tipo de perfiles ya asoma en grandes instituciones financieras?

R:-Si, ya existen instituciones, aseguradoras principalmente, que en sus modelos de toma de decisión sobre los activos a invertir, están incorporando Big Data, entre otras cosas, para agregar la variable especulativa y la opinión masiva en redes sociales sobre las decisiones de los grandes actores del mercado mundial. Me explico: las grandes aseguradoras o gestoras de fondos de inversión, deciden en qué empresas invertir según las proyecciones de crecimiento de las compañías. Toda la vida, el análisis detallado de los balances de las empresas fue tarea de los analistas financieros y se apoyaban, por supuesto, en herramientas IT como el BI para monitorizar sus decisiones. Desde no hace mucho, a esos factores “tradicionales” de decisión se le suma el cómo el mercado “reacciona” ante opiniones o acciones de políticos, grandes inversores, grandes empresarios, etc. Sabemos que la compra y venta de acciones de las compañías suele tener una cuota de especulación. Por ejemplo, vendemos las acciones de una empresa porque prevemos que van a bajar en el futuro. Las noticias en redes sociales de, por ejemplo, D. Trump o E. Musk desatan interpretaciones por parte de los agentes del mercado, que mueven el precio de los activos inmediatamente.

Herramienta de Big data El Big Data está comenzando a incorporarse de manera clave en el mundo de las finanzas.

Con Big Data se puede prever cómo el mercado “interpretará” esos mensajes de los grandes participantes y sumarlos al “cóctel” de factores que deciden si compran una acción o no. Este mix entre el especialista financiero y lo que el Big Data y la tecnología pueden hacer es un perfil que aún se está definiendo en el mercado, porque a esos modelos matemáticos hay que entrenarlos. Debemos enseñarle a la máquina a analizar cómo trabaja un especialista financiero, pero mil veces más veloz. Por lo tanto, aquellos perfiles de IT que se forman en finanzas, como los financieros que tengan la capacidad de comunicarse con el mundo IT, estarán entre los perfiles más requeridos y mejor pagados del mercado en los próximos años, seguramente.

    Noticias relacionadas

    Trader : una profesión en auge

    Ganar dinero comprando y vendiendo activos financieros es la misión principal de un trader, un oficio que atrae cada vez más adeptos y para el que conviene prepararse adecuadamente.

    ¿Qué es un coach financiero y cómo serlo?

    Enseñar a los demás cómo tener una economía saneada o asesorarlos sobre los productos financieros en los que es mejor invertir son tareas del coach financiero, una profesión en alza con gran futuro.

    Carlos Pena: “Incorporar estudiantes en prácticas de UNIR es estratégico, ya que encontramos los especialistas que necesitamos”

    El CEO de Sitelicon Ecommerce Services destaca el Máster en Comercio Electrónico como una de las titulaciones más completas, actualizadas y que mejor se adaptan al mercado.

    Docencia 100% online

    Nuestra metodología te permite estudiar sin desplazarte mediante un modelo de aprendizaje personalizado

    Clases en directo

    Nuestros profesores imparten 4.000 horas de clases online a la semana. Puedes asistir en directo o verlas en otro momento.

    Tutor personal

    En UNIR nunca estarás solo. Un tutor realizará un seguimiento individualizado y te ayudará en todo lo que necesites.

    La fuerza que necesitas

    Nuestra vida académica y social

    Acompañamiento personalizado