Solicita información

El analista político: el asesor que analiza al detalle la situación política y social

El analista político está especializado en el análisis social, económico y político para detectar tendencias, definir estrategias y orientar tanto a partidos como organismos públicos o instituciones académicas.

Detrás del éxito de grandes políticos no solo está el carisma de sus candidatos, sus programas electorales o las personas que los acompañen en las listas electorales; el papel de los asesores es fundamental para ganar elecciones, gobernar y mantenerse en el poder. Dentro de ellos destaca el analista político, un perfil especializado en analizar la realidad para detectar tendencias sociales, económicas y políticas que contribuyan a definir estrategias y campañas.

Este perfil generalmente se asocia con la participación en medios de comunicación, pero sus funciones van más allá. Con una formación de base habitualmente en Ciencias Políticas, Derecho, Económicas, Sociología o Periodismo, es especialista en analizar e interpretar la situación política y social a nivel local y global para ser tenida en cuenta por partidos políticos, organismos públicos o instituciones de ámbito académico.

¿Qué hace un analista político?

El analista político desarrolla principalmente su trabajo en cuatro ámbitos —partidos políticos, medios de comunicación, organismos públicos e instituciones académicas e investigadoras u lobbies— que, a su vez, se interrelacionan entre sí ya que, por ejemplo, el asesor político de un partido puede colaborar como tertuliano en una televisión.

Cada área requiere de sus propias especificidades, aunque hay una serie de funciones comunes entre las que destacan:

  • Realizar y analizar encuestas de opinión pública

No tienen por qué ceñirse únicamente al ámbito político, sino que también puede incluir datos económicos, sociales, empleo, educativos, salud… y todas aquellas cuestiones que afecten a la vida diaria de las personas.

  • Realizar y analizar encuestas electorales

Para predecir los resultados, posibles trasvases de votos, cómo enfocar los últimos días de campaña, etc.

analista-politico

  • Predecir tendencias

En base a las encuestas mencionadas anteriormente, así como datos históricos y capacidad de análisis.

  • Analizar resultados electorales

Más allá del dato puro, determinar las posibles causas de que un partido político consiga unos determinados resultados, dónde se obtienen los mejores y peores resultados, perfil del votante de cada formación, posibles pactos…

  • Diseño de estrategias

Fundamental en el caso de los analistas que trabajen para formaciones políticas. El analista político se ocupará de idear y planificar la estrategia a seguir en función de los ideales del partido, pero también de las demandas sociales. Este cometido no se limita a la época de campañas electorales, sino que también debe realizarse tanto cuando se está gobernando como en la oposición.

  • Asesoramiento

Tanto a políticos de ámbito local, autonómico o estatal como a sus equipos. El asesoramiento puede ceñirse a determinados temas aunque lo recomendable es que sea de forma global para definir una estrategia unificada y consistente.

analista-politico

  • Investigación

Sobre cambios políticos que afecten a un país, ideologías emergentes, política exterior… Deberán realizarse con base científica y rigurosa para redactar informes o artículos para publicaciones especializadas o medios de comunicación convencionales.

  • Divulgación

Una de las misiones de los analistas políticos es divulgar ante la opinión pública temas de ámbito político y social con tal de crear una mayor conciencia democrática.

Estudios y aptitudes para ser analista político

La formación de base de un analista político está relacionada con las ciencias sociales y la comunicación. Es decir, con formaciones como el Grado en Ciencias Políticas, el Grado en Comunicación o el Grado en Filosofía, Política y Economía. Para los más ambiciosos existen las dobles titulaciones como el Doble Grado en Derecho y Ciencias Políticas.

Una de las claves de este perfil es tener una gran capacidad de análisis para detectar tendencias y cambios en la sociedad. Para ello, es fundamental mantenerse informado de la actualidad por diferentes medios (a nivel local, nacional e internacional) para disponer de una visión más plural, así como de los cambios legislativos y acuerdos políticos de relevancia.

El trabajo en equipo, saber comunicar y conocer las herramientas digitales para gestionar la comunicación política online son otras de las habilidades básicas de un analista político, las cuales pueden obtenerse a través de formaciones especializadas como el Máster en Comunicación Política y Marketing de UNIR.

    Títulos que te pueden interesar

    Noticias relacionadas

    Consultor SEO: el experto que necesitas en tu empresa para conseguir visibilidad gratis

    El especialista SEO conoce en detalle el funcionamiento de los buscadores, lo que le sirve para predecir cómo se realizará una determinada búsqueda con el objetivo de lograr la mayor visibilidad de una web.

    El marketing de moda: así atrae a los consumidores este sector

    Las firmas de moda se apoyan en las herramientas de marketing para abrirse paso entre los miles de impactos que recibe cada día un consumidor.

    ¿Qué es el marketing de afiliados y por qué te interesa si tienes una página web?

    Bezos, fundador de Amazon, fue el impulsor de esta estrategia de marketing digital por la que un anunciante promociona sus productos o servicios en la página web de un afiliado.

    Docencia 100% online

    Nuestra metodología te permite estudiar sin desplazarte mediante un modelo de aprendizaje personalizado

    Clases en directo

    Nuestros profesores imparten 4.000 horas de clases online a la semana. Puedes asistir en directo o verlas en otro momento.

    Tutor personal

    En UNIR nunca estarás solo. Un tutor realizará un seguimiento individualizado y te ayudará en todo lo que necesites.

    La fuerza que necesitas

    Nuestra vida académica y social

    Acompañamiento personalizado