Lunes, 13 abril 2020

¿Cómo ser psicopedagogo?: requisitos y estudios necesarios

La Psicopedagogía se define como aquella disciplina que aborda los comportamientos de las personas y los fenómenos psíquicos en el entorno educativo. Así, su principal objetivo es mejorar los métodos didácticos y pedagógicos que intervienen en el proceso de aprendizaje. Por eso, la función del psicopedagogo es tan importante, pues su trabajo consiste en que los alumnos puedan superar las dificultades y los problemas de aprendizaje durante su etapa escolar. Si quieres saber cómo ser psicopedagogo y qué requisitos se necesitan, en UNIR te damos las claves para ejercer esta profesión.

¿Qué hacen los profesionales de Psicopedagogía?

Se suele confundir la Psicopedagogía con la Psicología, sin embargo, hay grandes diferencias entre ambas. La Psicopedagogía se centra de forma específica en los problemas de aprendizaje mientras que la Psicología tiene como objeto de estudio la conducta en general. Por tanto, la Psicología se encarga del estudio de los procesos mentales y el comportamiento de los seres humanos y la Psicopedagogía es el estudio del proceso del aprendizaje humano.

En el ámbito escolar, los psicopedagogos juegan un papel fundamental en la atención a la diversidad y lo hacen dentro de un contexto interdisciplinario, es decir, como uno de los profesionales involucrados en la solución del problema. También ofrecen respuestas a las demandas de diagnóstico, tratamiento y orientación socioeducativa en aquellos niños que lo necesitan. El objetivo final es evitar o minimizar el fracaso escolar. El asesoramiento a las familias y la elaboración de recursos que favorezcan a la convivencia del centro son otras de sus funciones.

La labor de los psicopedagogos en el día a día

Los profesionales de Psicopedagogía, entre sus roles principales, colaboran en el área didáctica de aprendizaje, orientan a las familias o tutores de los niños que presentan dificultades de comprensión e incorporación de conocimientos y ayudan en el desarrollo educacional de escolares, adolescentes y adultos. Por eso, una posible opción para dedicarse a esta profesión es estudiar el doble grado en Educación Primaria y Pedagogía o en Educación Infantil y Pedagogía.

El psicopedagogo, además, puede desempeñar su trabajo en el ámbito empresarial participando en los planes de formación del personal para mejorar su rendimiento. Los centros de mayores, de discapacitados y personas en riesgo de exclusión social son otros de sus ámbitos de actuación.

Requisitos para ser psicopedagogo

Para dedicarse a la Psicopedagogía se deben tener ciertas cualidades personales como empatía, capacidad de escucha y observación y, por encima de todo, muchas ganas de ayudar. El profesional de la Psicopedagogía evalúa, diagnostica y ayuda a las personas para que éstas puedan aprender igual que el resto.

Para poder ser psicopedagogo el primer paso es realizar el grado en Pedagogía. Con estos estudios (organizados en cuatro años) se adquiere una formación multidisciplinar sobre el aprendizaje del ser humano desde un punto de vista integral (dentro y fuera del aula). Por eso, en el plan de estudios se incluyen materias como Psicología Evolutiva, Didáctica, Educación y Convivencia, Dificultades de Aprendizaje o Exclusión Social.

El máster en Psicopedagogía brinda una mayor especialización para poder atender a alumnos con necesidades educativas especiales, problemas de integración o con bajo rendimiento escolar. Tendrán preferencia para acceder a este postgrado aquellos estudiantes que hayan cursado previamente grados o licenciaturas de Pedagogía, Psicología, Educación (Magisterio), Trabajo Social y Educación Social.

La Psicopedagogía es una especialidad para personas con ganas de ayudar en la que la especialización y una formación multidisciplinar es clave.