Solicita información

Tipos de delincuentes, según Lombroso

Cesare Lombroso, considerado el padre de la Criminología, elaboró una teoría sobre los tipos de delincuentes que sirvió como herramienta para elaborar perfiles durante mucho tiempo.

A lo largo de la historia, las distintas corrientes de estudio en la Criminología han buscado explicar el complejo fenómeno de la criminalidad. La preocupación por entender los motivos que llevan a una persona a cometer un acto criminal ha hecho que los expertos desarrollen teorías y definan posibles acciones preventivas e intervenciones cuando ya se ha cometido el hecho; también a clasificar los tipos de delincuentes o criminales.

La teoría de Cesare Lombroso, criminólogo y médico italiano que fundó la Escuela Positivista criminológica, sostiene que la criminalidad está ligada a causas físicas y biológicas. El criminólogo italiano defiende que un delito es el resultado de los impulsos o tendencias innatas de una persona y que pueden observarse ciertos rasgos físicos en los delincuentes habituales. Estos rasgos van desde asimetrías craneales hasta la forma de la mandíbula o de las orejas.

Su obra también menciona factores externos como el clima, el grado de civilización, la densidad de la población o la posición económica de la persona. Lombroso condensó sus teorías sobre los rasgos criminales de las personas en el que se considera el primer tratado sistematizado en esta área.

Criminal

Los 6 criminales de Lombroso

La obra de 1876, Tratado antropológico experimental del hombre delincuente de Cesare Lombroso, divide en seis categorías los tipos de criminales:

  • Criminal nato

Este tipo de delincuente tiene unos rasgos físicos concretos como un cráneo pequeño, la frente hundida o un abultamiento de la parte inferior de la cabeza. A nivel psicológico, destaca su carácter impulsivo, cruel, con falta de sentido moral e insensible.

  • Delincuente loco moral

Físicamente, este criminal tiene un cráneo con una capacidad igual o superior a la normal, pero suele tener una mandíbula voluminosa. Los rasgos distintivos se encuentran sobre todo a nivel psíquico: personas antipáticas, egoístas, vanidosas e inteligentes, así como crueles e indisciplinadas.

  • Delincuente epiléptico

Para Lombroso, la epilepsia es un rasgo de criminalidad y considera a los delincuentes que la padecen como más peligrosos que los locos morales. Vagos, destructivos, muy violentos y con tendencia al suicidio.

Criminal

  • Delincuente pasional

En este caso, Lombroso no fija rasgos físicos concretos, pero sí una horquilla de edad, entre los 20 y los 30 años. Más de un tercio de los delincuentes pasionales son mujeres, según el médico italiano. En general, muestran conmoción tras el acto criminal y tienden a confesar y suicidarse tras realizarlo.

  • Delincuente loco

Este tipo de delincuentes son enfermos mentales que no son responsables de sus actos al carecer de capacidad de razonamiento. Hay tres tipos de delincuentes locos: el histérico, el alcohólico y el mattoide. Este último es el que delinque por impulso, cruzando la línea de la cordura y la locura.

  • Delincuente ocasional

Lombroso divide esta categoría en tres subtipos:

    • Pseudo-criminales: son aquellos que cometen delitos involuntarios y menores como pueden ser hurtos, incendios o actos en defensa del honor.
    • Criminaloides: este tipo de personas tienen empatía y cometen delitos que no cometerían en una situación normal presionado por las circunstancias.
    • Habituales o profesionales: son las personas que delinquen desde la infancia. Las circunstancias personales les impulsan a cometer más delitos hasta convertirse en profesionales.

Las teorías de Lombroso sirvieron para poner el foco de atención en la importancia de factores biológicos, sociales, económicos y psicológicos en la comisión de un delito. Aunque sus postulados estuvieron vigentes durante años, fueron superados en el siglo XX por los investigadores que desarrollaron la criminología moderna y fijaron sus estudios en la criminalización, el ambiente y cómo influye en el delincuente, además de en la víctima, a partir un enfoque de ciencia empírica y multidisciplinar.

Criminal

¿Quieres conocer mejor la evolución de las teorías criminológicas? El Grado en Criminología de UNIR ofrece un completo programa en el que se aborda la materia para garantizar que los alumnos comprendan la relevancia de todos los factores de un hecho delictivo y la conexión de esta ciencia empírica con otras ciencias penales.

Docencia 100% online

Nuestra metodología te permite estudiar sin desplazarte mediante un modelo de aprendizaje personalizado

Clases en directo

Nuestros profesores imparten 1600 horas de clases online a la semana. Puedes asistir en directo o verlas en otro momento.

Tutor personal

En UNIR nunca estarás solo. Un tutor personal realizará un seguimiento individualizado y te ayudará en todo lo que necesites.

La recompensa al esfuerzo

Nuestra vida académica y social

Acompañamiento personalizado