InternacionalAcceso estudiantes

Estructura social: concepto y rol del trabajador social en este ámbito

La estructura social explica la forma en la que los individuos de una misma comunidad se relacionan e interactúan y establecen con sus acciones las normas y costumbres de la sociedad.

La estructura social hace referencia a las relaciones sistemáticas.

Cuando hablamos de estructura social hacemos referencia a la forma que adopta el sistema creado a partir de las relaciones sociales entre las personas que la componen. Es decir, nos referimos a la red que se construye mediante las relaciones sociales que se dan entre los individuos y en la que influyen cuestiones como la cultura, el lenguaje o los valores con los que se diferencian las identidades de grupo.

Grado en Trabajo Social

La estructura social hace referencia a las relaciones sistemáticas, es decir, los miembros de la sociedad están vinculados entre ellos independientemente del contacto que mantengan porque comparten la pertenencia a una clase social determinada.

La clase social agrupa a las personas que ocupan una misma posición social y económica en una comunidad, derivada del trabajo que realizan. Este factor determina el acceso de las personas a oportunidades educativas, de renta y de empleo. La estructura social produce así desigualdades en estos ámbitos, que influyen de manera directa en el destino social de las personas.

El concepto de estructura social tiene su origen a finales del siglo XIX. Surge para ofrecer una explicación sobre la organización de la sociedad, la forma en que los individuos se relacionan y cómo esto determina las normas y costumbres por las que se rige una comunidad.


La metáfora del ascensor social, a debate. Este concepto se ha ido extendiendo durante el siglo XXI desde que la OCDE publicó A Broken Social Elevator, en 2018. Expertos sociólogos reflexionan sobre la movilidad social en esta sesión del ciclo ‘Pensar el siglo XXI’ de UNIR.

Componentes de la estructura social

La estructura social está compuesta por elementos como:

  • Los individuos. Son la unidad más pequeña de la estructura y la más importante, ya que el resto de elementos depende de estos. Por esta razón, la estructura es un conjunto dinámico y cambiante. Las personas poseen sentimientos y una determinada personalidad que hace que su comportamiento sea diferente según la situación a la que se expongan.
  • Los grupos sociales. La existencia de estos viene determinada por los objetivos comunes y la necesidad de alcanzarlos. El grupo social es la agrupación de dos o más individuos.
  • Los roles sociales. Hacen referencia al papel que desempeñan los grupos e individuos en la sociedad. Hay grupos que tienen una implicación mayor en la sociedad respecto a otros, como, por ejemplo, un sindicato. También influye la jerarquía que se establece dentro de la sociedad como es el caso de ocupar un puesto como jefe o como subordinado.
  • Las normas y costumbres. Cada sociedad se rige según sus propias normas y costumbres. Como consecuencia de la creciente globalización cada vez hay más rasgos comunes pero, aún así, la cultura occidental presenta diferencias frente a la oriental, como pueden ser sus creencias o valores.
  • Las instituciones. Crean y modifican las normas y costumbres de la sociedad. La interacción entre los grupos e individuos —familias, partidos políticos, sindicatos— da lugar a las normas que rigen la vida diaria de estos. Así se establece la forma de gobierno o el régimen político, los cuales tienen consecuencias para la ciudadanía.

estructura-social

El rol del trabajador social frente a la desigualdad

La figura del trabajador social entra en juego cuando, a consecuencia de esta estructura, se generan desigualdades sociales entre los individuos, las cuales derivan en una situación de exclusión social (por ejemplo, la pérdida de empleo puede  conllevar también a quedarse sin vivienda).

Esta desigualdad implica para los individuos consecuencias a nivel social y personal, quedando fuera de la estructura social al no poder participar en ella, encontrándose en situación de exclusión y pudiéndose ver alterada su salud mental…

Por este motivo, las instituciones públicas cuentan con un sistema de servicios sociales, con recursos humanos y ayudas económicas. Los usuarios que acuden a servicios sociales serán guiados en su intervención por profesionales del trabajo social con el  objetivo de alcanzar su bienestar y evitar el riesgo de exclusión social. Los recursos que se ofrecen pueden ir destinados, por ejemplo, al pago de facturas de suministros, cursos para la búsqueda de empleo, cuidados a las personas mayores, dependientes o con diversidad funcional, asesoramiento en la tramitación de ayudas, etc.

Los profesionales actúan para combatir estas desigualdades desde el ámbito público —servicios sociales— con los recursos que ofrecen las instituciones a nivel laboral, social y económico. También llevan a cabo su labor desde el tercer sector (asociaciones y fundaciones sin ánimo de lucro).

Para ocupar este puesto profesional será necesario contar con el Grado en Trabajo Social, o bien, haber realizado el Curso de Adaptación al Grado de Trabajo Social para los que hayan realizado la diplomatura previamente.

    Títulos que te pueden interesar

    Noticias relacionadas

    El emprendimiento social y cómo ser emprendedor social

    Ha surgido un nuevo tipo de empresas: un modelo que combina el desarrollo empresarial de ideas innovadoras con impacto social con la obtención de rentabilidad. Es el emprendimiento social.

    Las claves de la entrevista familiar en la intervención socioeducativa

    La entrevista familiar es un instrumento especialmente útil para la toma de decisiones basadas en la información que se obtiene gracias a esta y el tipo de intervención planteada.

    ¿Qué es el coeficiente de Gini y cómo calcularlo?

    El método más empleado para medir la desigualdad en una población es el coeficiente de Gini, una herramienta económica que compara los salarios y que fue creada por el estadístico italiano Corrado Gini.

    Docencia 100% online

    Nuestra metodología te permite estudiar sin desplazarte mediante un modelo de aprendizaje personalizado

    Clases en directo

    Nuestros profesores imparten 4.000 horas de clases online a la semana. Puedes asistir en directo o verlas en otro momento

    Mentor - UNIR

    En UNIR nunca estarás solo. Un mentor realizará un seguimiento individualizado y te ayudará en todo lo que necesites

    La fuerza que necesitas

    Nuestra vida académica y social

    Acompañamiento personalizado