Lunes, 03 febrero 2020

Abogado ambiental: qué es, qué hace y cómo especializarse

La especialización en Derecho Ambiental es una de las más demandadas en la actualidad debido a la importancia que han cobrado en los últimos años los compromisos con el clima a nivel global, tanto por parte de los Estados como de los ciudadanos. Si estás pensando en especializarte en alguna rama jurídica al acabar el grado en Derecho o para diferenciar tu labor como abogado, aquí te contamos qué es y qué hace un abogado ambiental y cómo especializarse.

Un abogado ambiental es un profesional experto en el sistema normativo que se ha diseñado para proteger los espacios naturales y su explotación en beneficio de la sociedad, así como el entorno humano a través del control de la contaminación y el uso eficiente de los recursos naturales. El marco legislativo se ha desarrollado en las últimas décadas tanto a nivel nacional como europeo, quedando íntimamente ligado a las decisiones de política internacional que se toman en la Unión Europea y los tratados a los que se suma como bloque.

El abogado experto en medio ambiente puede trabajar tanto para el sector privado, asesorando a empresas respecto al cumplimiento de la normativa medioambiental y defendiendo sus intereses en tribunales en caso de que se comentan infracciones, y en el sector público, colaborando como asesores en la definición, planificación y ejecución de iniciativas relacionadas con la gestión ambiental.

Funciones de un abogado ambiental

En su día a día, un abogado ambiental trabajará para prevenir infracciones de las normas medioambientales, defenderá los intereses de su cliente ante los tribunales en caso de infracciones y desarrollará estrategias de cumplimiento de las normativas medioambientales que impliquen eficiencias económicas para sus clientes. 

La faceta de asesor de un abogado medioambiental se centrará en frenar el deterioro medioambiental y generar un ahorro en costes de todo tipo a través de la eficiencia.

La faceta de asesor de un abogado medioambiental se centrará en mejorar el comportamiento de una empresa pública o privada para cumplir un doble objetivo: frenar el deterioro medioambiental y, al tiempo, generar un ahorro en costes de todo tipo a través de la eficiencia.

Como ejemplos, un abogado experto en medio ambiente se encargará de casos sobre la gestión incorrecta del agua o los residuos propios de la actividad de una empresa, la omisión de evaluaciones de impacto ambiental en el desarrollo de proyectos urbanísticos o industriales o la protección de espacios naturales y su fauna.  

Cómo especializarse en Derecho medioambiental

Para ser abogado ambiental el primer paso es estudiar el Grado en Derecho. Es la carrera que da acceso al máster en el Ejercicio de la Abogacía que permite preparar y superar el examen oficial de acceso a esta profesión y colegiarse para ejercer como abogado. 

Un abogado puede dedicarse a esta rama jurídica desde el momento en que supera la etapa formativa obligatoria para colegiarse, pero la especialización en alguna de las áreas del Derecho ambiental le permitirá diferenciar su labor profesional. Sin embargo, al tratarse de una rama jurídica relativamente jóven y en desarrollo, el catálogo de cursos y postgrados para especializarse en materia medioambiental no es tan amplio como en otras disciplinas. 

Se trata de un área muy amplia y transversal ya que afecta a los distintos sectores productivos y de infraestructuras, por lo que cabe buscar la especialización a través de ramas específicas como el derecho urbanístico y su impacto medioambiental, el derecho aplicado al sector energético (tanto en la generación como en el desarrollo de infraestructuras y la eficiencia energética de los edificios) o la vertiente que afecta al desarrollo industrial. 

Otra opción es especializarse a través de un máster en Derecho del Medio Ambiente en la responsabilidad civil y penal que asume una empresa ante las infracciones de las normas medioambientales, los distintos procesos de certificación que debe alcanzar o el desarrollo y cumplimiento de modelos ambientales para garantizar que una organización cumpla el respeto a la biodiversidad, gestión de calidad o la salud en el entorno laboral, entre otros aspectos.