Solicita información
grafica de dos hombres mirando con lupa el cerebro

La investigación en psicología, ¿cuál es el futuro de este sector?

La autora plantea cómo se ha venido desarrollando la investigación en el campo de la psicología y analiza algunas propuestas para mejorar la crisis a la que se ha enfrentado en los últimos años.

Tras el periodo de confinamiento, la pandemia por COVID-19 y la situación de estrés asociado a ambos factores (crónico para un gran número de personas), empezamos a ver un escenario en el que se plantean multitud de nuevos retos, en particular en el ámbito de la salud mental. A partir de ahora se empezará a determinar el alcance y las consecuencias que está teniendo y tendrá esta emergencia sanitaria en la población, tanto a nivel físico como psicológico.

La investigación en psicología venía centrando la atención en aspectos actuales como las consecuencias psicológicas del abuso de nuevas tecnologías, el estrés, el ciberbullying o los efectos de la excesiva exposición a dietas obesogénicas. Ahora debemos sumar los factores directamente asociados a la pandemia de la COVID-19.

Debido a estas circunstancias, los trabajos de investigación en áreas relevantes para la salud mental de la población se han incrementado en los últimos años. Esto ha llevado a un aumento exponencial de resultados publicados que, en cierta medida, también ha generado algunos problemas.

dos mujeres escribiendo en una pizarra

La crisis de la investigación en psicología

En 2015 la publicación Open Science Collaboration mostró cómo más de la mitad de los resultados de investigaciones publicadas en revistas especializadas no se podían reproducir. En un artículo publicado en 2018 en la revista ‘Apuntes de Psicología’, García-Garzón, Lecuona y Carbajal afirmaron que “la tasa de replicabilidad es solo del 25 % en psicología social y del 50 % en psicología cognitiva”. Las causas se debían al uso de algunas prácticas de investigación que no garantizaban suficientemente la rigurosidad de los resultados científicos.

Para avalar que un estudio es preciso, se deben asegurar aspectos como:

  • Diseño experimental adecuado con la inclusión de grupos control.
  • Uso de protocolos de protección de datos y consentimiento de participantes.
  • Análisis correcto de datos o revisión y análisis exhaustivos de los resultados científicos relevantes para la investigación que se lleve a cabo.

García-Garzón y colaboradores (2018) explican que algunos de los factores que pueden generar la implementación de prácticas irregulares están relacionadas, en parte, con la presión que tienen los investigadores por publicar un volumen alto de artículos científicos, o la publicación de investigaciones que incluyan resultados positivos (excluyendo así los resultados negativos que puedan ser igualmente informativos y relevantes).

Ambos factores han podido contribuir a que se recurriese, en ocasiones, a prácticas como presentar hipótesis exploratorias como confirmatorias, detener la recogida de datos una vez se encuentran resultados coincidentes con la hipótesis del investigador o tomar decisiones durante el análisis para obtener un resultado significativo (Blanco, Perales y Vadillo, 2017).

Esto no implica que la mayoría de las investigaciones no sean estudios rigurosos, pero lo anterior ha podido ayudar a generar un problema de credibilidad que ha ido extendiéndose en el sector.

Las propuestas de cambio en la investigación psicológica 

Así las cosas, los especialistas que han analizado este suceso han planteado posibles soluciones para mejorar estas prácticas:

  1. Establecer los prerregistros y los informes registrados en el proceso de investigación. Esta práctica incluye registrar el diseño del estudio y las hipótesis antes de la recolección de datos. Estos documentos se envían a las publicaciones para que sean revisados por pares y se hagan los cambios necesarios a fin de mejorar la calidad del trabajo. Al aceptar hacer el análisis, el medio se compromete a publicar los resultados y el investigador puede centrarse en realizar su trabajo con la mayor eficiencia posible, excluyendo ejercicios cuestionables.
  2. Incluir prácticas de ciencia abierta, en las que todos los aspectos de la investigación se hagan accesibles para todos con los beneficios que ello conlleva: las publicaciones abiertas tienen más citas, difusión y mayor factor de impacto. Ello implica, además, compartir los datos obtenidos a lo largo del estudio que se lleve a cabo, para que otros investigadores puedan tener acceso a ellos.
  3. Incorporar las prácticas anteriores en los planes de estudios de los alumnos de grados y másteres de Psicología. El objetivo es que conozcan y se familiaricen desde el principio con la implementación del prerregistro y la ciencia abierta en sus investigaciones, así como de los estudios de replicación.

hombre leyendo en una biblioteca

Lo que se plantea es que, de esta manera, se comiencen a establecer nuevas prácticas en el sector que cambien definitivamente su dinámica, evitando que nuevas generaciones de psicólogos comentan los mismos errores. Esto, tal y como señala García-Garzón, irá generando a su vez una visión crítica que resulta clave para el futuro de la investigación en el ámbito de la salud mental.

Herramientas de actualización en investigación

Los recursos disponibles para poder desarrollar estudios de investigación avanzan y cambian de forma constante, por lo que es importante actualizarse. Esto implica, por ejemplo, familiarizarse con el desarrollo de diseños de investigación adecuados a nuestros objetivos, la comprensión y el uso de la minería de datos, o la utilización de la programación en el análisis estadístico de datos de investigación.

Resulta relevante que tanto profesionales como investigadores no sólo conozcan las herramientas actuales, tanto para poder acceder como para analizar de forma crítica los resultados de investigación, sino que estos instrumentos puedan prepararlos para impulsar sus propios estudios garantizando al máximo su rigurosidad.

El Máster Universitario en Investigación en Psicología de UNIR tiene como finalidad principal formar a sus alumnos en la adquisición de conocimientos y habilidades que les permitan conocer y utilizar estas herramientas. En este sentido, un objetivo clave es dotar a los egresados de la autonomía necesaria, tanto para desarrollar el análisis crítico de publicaciones científicas como para ejecutar e impulsar su propia investigación.

 

Fuentes bibliográficas

  • Blanco, F., Perales, J., & Vadillo, M. A. (2017). ¿Puede la psicología rescatarse a sí misma? Incentivos, sesgos y replicabilidad. Anuari de Psicologia de la Societat Valenciana de Psicologia, 18(2), 231-252
  • Garcia-Garzon, E., Lecuona, O., & Carbajal, G. V. (2018). Estudios de replicación, pre-registros y ciencia abierta en Psicología. Apuntes de Psicología36(1-2), 75-83.
  • Post en Elsevier.

    Títulos que te pueden interesar

    Noticias relacionadas

    Docencia 100% online

    Nuestra metodología te permite estudiar sin desplazarte mediante un modelo de aprendizaje personalizado

    Clases en directo

    Nuestros profesores imparten 1600 horas de clases online a la semana. Puedes asistir en directo o verlas en otro momento.

    Tutor personal

    En UNIR nunca estarás solo. Un tutor personal realizará un seguimiento individualizado y te ayudará en todo lo que necesites.

    La recompensa al esfuerzo

    Nuestra vida académica y social

    Acompañamiento personalizado