Lunes, 04 marzo 2019

Cómo usar las Redes Sociales para enseñar a aprender con divertidos storytelling

Las redes sociales son puntos de encuentro. Además de conectar a personas con personas, las RRSS sirven también para ampliar nuestra red profesional de aprendizaje. No solo aprendemos con ellas, sino que aprendemos de ellas.

Por otro lado, el aprendizaje colectivo que ocurre con las redes sociales puede resultar muy divertido de adquirir. Quizá uno de los retos de aprendizaje más motivadores para el alumnado en redes sociales sea el de “storytelling”.

Si realizamos esta narración digital de manera colaborativa, e incluimos una pizca de gamificación (sobre todo si lo hacemos en una red social visual como Pinterest) el aprendizaje se convierte en una experiencia colectiva, compartida y social en la que todos disfrutamos.

Pinterest para narraciones digitales

Veamos un ejemplo concreto de uso de Pinterest como espacio de narración digital colaborativo. Fue llevado a cabo por los alumnos de la asignatura “Las redes sociales en educación”, del Máster de Tecnología Educativa y Competencias Digitales en su primer cuatrimestre del curso, concretamente en diciembre de 2018.

Durante una hora, trabajando de manera colaborativa y simultáneamente a través de internet, este grupo de alumnos de Máster en TIC Online aplicadas a la Educación ha creado en Pinterest un cuento colaborativo en cadena al que han titulado “Sin tiempo”.

Captura de pantalla de Pinterest

Para participar en la narración, se invitó al alumnado previamente a colaborar en un tablero de Pinterest creado a tal fin, en el que sólo había un pin, y que marcaba el comienzo de la narración:

Otra captura de pantalla de Pinterest

Por tanto, el cuento debe leerse de abajo hacia arriba y de derecha a izquierda, a día de hoy, para poder continuar la cadena narrativa. También es necesario leer el cuento al completo, hasta el último pin que forma la cadena, y tener en cuenta que la contribución a realizar a la narración en cadena debe ser coherente con las aportaciones anteriores y seguir el flujo de la misma.

Además de estos requisitos propios de cualquier narración, al alumnado se le propone escribir al menos 100 palabras y acompañar su fragmento del cuento con una imagen, un vídeo o un audio para apoyar su contribución al mismo.

¿Qué se pretende al plantear a un grupo de postgrado en TIC este tipo de actividad colaborativa y social a través de redes? ¿Por qué la hemos llevado a cabo de manera online en tiempo real, con más de 70 personas narrando a la vez? Podemos distinguir cuatro objetivos:

1. Queremos ponernos en la piel del alumnado real al que estos futuros docentes se van a enfrentar cuando ingresen en las aulas.

2. Pretendemos ver posibilidades de colaboración que pueden fomentar la mejora del aprendizaje social.

3. Desarrollamos competencias digitales en torno a la colaboración y la comunicación en medios digitales.

4. Promovemos competencias lingüísticas y la concienciación de cómo la narrativa transmedia puede motivar al alumnado para trabajar en equipo.

Únete a la experiencia social

El cuento en cadena “Sin tiempo” es un cuento vivo. No tiene por qué concluir con el pin más reciente. Tú mismo te puedes animar a continuar la narración con un nuevo fragmento.

Si esta narración en cadena te ha parecido interesante, también puede servir de ejemplo para pensar en otros retos de aprendizaje similares, como los que han planteado los alumnos de Postgrado a través de un canvas en Lino.it, que se ha convertido en un valioso repositorio de ideas de actividades de colaboración en redes sociales.

Sin tiempo” continúa creciendo, y ya cuenta con 830 seguidores, junto a más de 70 narradores digitales colaborativos.