Select Page

Diferencias y parecidos entre Fintech y banca tradicional, ¿en qué me beneficia cada una?

Por Marcel Beyer | CEO de iAhorro.com 12-12-19

La entrada de las fintechs en el negocio bancario ha supuesto un cambio de paradigma. La omnicanalidad y la especialización del servicio son dos de sus puntos fuertes. Pero deberán aliarse con los bancos para competir contra las bigtechs.

El cliente bancario está cambiando. Si antes tener una oficina cerca de casa o del trabajo era una necesidad, ahora se considera algo residual. Las tecnologías, y entre ellas el teléfono móvil, han revolucionado la forma de interactuar con los bancos. Según varios estudios, el 50% de los clientes bancarios utiliza este dispositivo para sus operaciones financieras.

Los principales usuarios de la banca digital son los millennials. Estos consumidores son más exigentes con la experiencia del usuario y buscan más transparencia en su entidad. Según el informe The Millennial Disruption Index, el 33% de los millennials cree que no necesita un banco; es más, tres de cada cuatro millennials afirman que estarían más interesados en una oferta de servicios bancarios de las bigtech (Google, Amazon o Facebook) que de un banco tradicional. Un dato que hay que tener en cuenta ya que en 2025 los millennials representarán el 75% de la fuerza laboral del mundo.

El cliente bancario está cambiando..

La entrada de las fintechs en el negocio bancario ha supuesto un cambio de paradigma. Las fintechs dan un servicio profesional para vender un solo producto o servicio. Tienen menos recursos que la banca tradicional y cuentan con una presión mayor que se traduce en sobrevivir o morir, lo que les empuja a desarrollar grandes innovaciones en muy poco tiempo bajo el lema ‘mobile first’.

Grandes escollos en la banca tradicional

Por su parte, la banca tradicional se enfrenta a grandes escollos que tiene que sortear y que le han acompañado en los últimos años. Los clientes les reprochan una falta de transparencia. Critican que centren el negocio en el beneficio en lugar de preocuparse por el cliente, lo que genera una mala experiencia del usuario.

Los bancos se han encontrado con el problema de que sus competidores ya no son los de antes, viejos conocidos. Clic para tuitear

Los bancos se han encontrado con el problema de que sus competidores ya no son los de antes, viejos conocidos; ahora se enfrentan a empresas más agiles y disruptivas. Entre los beneficios de la banca digital, el servicio está más enfocado a gente joven, ciudadanos entre los 20 y 45 años. Por ello, la estrategia de los bancos pasa por comprar o colaborar con las Fintech para tener al enemigo lo más cerca posible.

También se ha dado el caso de una transformación organizativa.  Algunas de estas empresas han creado una nueva marca, con equipos y procesos diferentes. No pueden digitalizarse desde dentro porque llevan una mochila pesada que les impediría adaptarse en un corto plazo de tiempo por lo que se han decantado por crear una nueva marca con otras personas y nuevos procesos basada en el espíritu fintech.

Omnicanalidad y especialización

La omnicanalidad y la especialización del servicio son dos de los puntos fuertes de las fintechs. Son capaces de recomendar un servicio de una forma independiente y de llegar al usuario por cualquier casa, desde WhatsApp hasta por correo postal.

La omnicanalidad y la especialización del servicio son dos de los puntos fuertes de las fintechs.

Aunque la tecnología es el gran aliado de estas empresas innovadoras, también cuentan con desventajas. Las fintechs no resuelven los problemas globales del usuario, solo puede darle respuesta a un tipo concreto de servicio mientras que el banco tradicional puede hacer una venta cruzada en la que haya más productos que puedan responder el problema global del cliente.

El futuro inmediato pasa por una colaboración entre fintechs y la banca tradicional. Clic para tuitear

El futuro inmediato pasa por una colaboración entre fintechs y la banca tradicional, con el objetivo común de hacer frente a las bigtechs. Su potente presencia en internet, sumado a sus grandes presupuestos hace que empresas como Google, Facebook, Apple o Amazon se conviertan en todo un desafío. Al final el cliente, en este caso los millennials, será el que tenga la última palabra.

Potencia tu carrera profesional con una visión estratégica de negocio. ¿Estás preparado? 

 

¿Qué formación necesito para mejorar en mi carrera profesional?

Descúbrelo

Contacta con nosotros

Contacto