Conoce las prácticas online UNIR de la mano de eBay, Stef Iberia y EA Sports

La situación que nos ha tocado vivir estos meses ha puesto en valor el papel de la tecnología en todos sus ámbitos. También en las prácticas universitarias. Muchos estudiantes han podido completar su formación gracias a la versión online de sus prácticas en empresas. En total este otoño, el departamento de Salidas Profesionales y Empleabilidad de UNIR ha gestionado más de 500 prácticas online en más de 120 empresas.

Una nueva metodología de trabajo que les ha resultado sencilla, práctica y una gran solución para el momento de incertidumbre en el que nos encontramos, pero ¿ qué opinan las empresas? Tres tutores de prácticas reflexionan sobre su experiencia con esta modalidad de prácticas.

  1. Háblanos de tu experiencia con las prácticas online de UNIR, sobre todo, dada la situación que hemos vivido con el COVID-19.

Como tutor de prácticas siempre es un placer poder colaborar y enseñar a otros jóvenes. Pero creo que, sobre todo, en el contexto actual es más importante que nunca poner en valor modalidades de enseñanza como la online. Ha quedado demostrado que los modelos de educación híbridos o incluso plenamente virtuales son una tendencia cada vez más consolidada. Estas modalidades permiten que los alumnos no pierdan el ritmo y que los factores externos, como la crisis sanitaria y social que estamos viviendo, no repercutan negativamente en su curva de aprendizaje. Además, a la hora de realizar las prácticas, desempeñar sus tareas en un entorno online también ayuda a los alumnos a ganar mayor independencia en el trabajo y perfeccionar, en general, todas sus competencias. Y es que, una de las ventajas de teletrabajar es que existe una necesidad de potenciar los canales de comunicación para que esta sea lo más fluida posible y no se pierda la dimensión humana del proceso educativo.

  1. ¿Qué le aconsejas a las empresas que quieren colaborar en el programa de prácticas?

En primer lugar, les aconsejaría que se atreviesen a apostar siempre por el talento más joven. Sobre todo, en momentos de incertidumbre como el actual, se necesitan espíritus frescos, que tengan inquietud y sean capaces de aportar soluciones innovadoras y ahí es donde entra en juego el papel del sector privado.  En eBay, hemos liderado la transformación del comercio electrónico durante los últimos 25 años, y apostamos firmemente por la digitalización, también del trabajo y la enseñanza. Las empresas que se planteen colaborar en el programa de prácticas deberían hacerlo por el doble beneficio que esto implica. Por un lado, a la empresa le permite ampliar su plantilla captando el mejor talento posible y, por otro, el estudiante trabaja y se forma a la vez. Un escenario que, en el contexto más ideal, se puede acabar traduciendo en la incorporación definitiva a plantilla de una persona que además de conocer a la perfección el funcionamiento de la compañía también es fiel a la marca.

Las empresas que se planteen colaborar en el programa de prácticas deberían hacerlo por el doble beneficio que esto implica. Por un lado, a la empresa le permite ampliar su plantilla captando el mejor talento posible y, por otro, el estudiante trabaja y se forma a la vez

  1. ¿Qué les dirías a los estudiantes interesados en esta modalidad de prácticas?

A los alumnos también los animaría, sin duda, a participar en este programa. Tras la llegada de esta crisis, la digitalización va a ser –y de hecho está siendo– fundamental para afrontar el día a día en prácticamente todos los sectores y, por supuesto, también en el de la enseñanza. Por eso, es necesario que los alumnos también se sumen al entorno online y se familiaricen con él, si es que no lo están. Quizás haya alumnos que sientan miedo o incertidumbre por comenzar unas prácticas a distancia y de forma virtual y a ellos, particularmente, me gustaría decirles que, al contrario: deben confiar y tener la certeza de que en empresas líderes como eBay y muchas otras, van a contar con las garantías y el apoyo que necesitan, y también con un entorno idóneo que, a través de una cultura de aprendizaje continuo, les lleva a alcanzar la mejor versión de sí mismos, con independencia de encontrarse o no físicamente en una oficina.

  1. ¿Crees que las prácticas ayudan a reforzar los conocimientos adquiridos en el Máster y pueden ayudar a mejorar las opciones laborales de los estudiantes? ¿Qué os han aportado como empresa?

Definitivamente, sí. Las prácticas son necesarias, precisamente, para acabar de afianzar todos los conocimientos teóricos que previamente se han adquirido durante el curso académico. Para afianzarlos e interiorizarlos plenamente hay que experimentar una inserción en el mercado laboral y acercarse a la realidad diaria de las compañías. Y las prácticas son ese primer paso que, más tarde, conforme la progresión del alumno evolucione progresivamente, se traducirán en su estabilidad laboral.

En eBay llevamos un año colaborando en este programa de prácticas y han sido varios los alumnos que han estado con nosotros formándose. Después de su paso por la compañía, creo que lo que más nos ha aportado este programa ha sido una visión más creativa e innovadora que, de algún modo, contribuye a mejorar nuestra competitividad porque los conocimientos más actualizados y la proactividad de los alumnos nos ayudan a renovarnos y seguir creciendo.

 

 

       1.- Háblanos de tu experiencia con las prácticas online de UNIR, sobre todo, dada la situación que hemos vivido con el COVID-19.

El desarrollo de las prácticas esta siendo satisfactorio con los alumnos que están realizando las prácticas, es cierto que son alumnos con una buenísima aptitud y predisposición para realizar las prácticas con nosotros. A la vez, estos alumnos están compaginando sus trabajos con las prácticas, pero al ser trabajos en los que pueden teletrabajar creo que la situación actual del COVID19 les ha facilitado el poder compaginar las prácticas de forma más fácil.

Las primeras semanas de las prácticas han sido formativas para los alumnos en las herramientas que nosotros utilizamos en nuestro departamento y que no han visto en el máster, pero tras esta adaptación inicial están haciendo proyectos concretos sencillos junto con nuestros técnicos.

En este tipo de prácticas a nosotros nos ha aporta realizar pequeñas pruebas de concepto sencillas, que en nuestro día no son prioritarios y por tanto con el día a día solemos dejarlas más apartadas, pero con el apoyo de los alumnos podemos llegar a concluirlas.

      2. ¿Qué le aconsejas a las empresas que quieren colaborar en el programa de prácticas?

Tienen que ser empresas habituadas al uso de herramientas de comunicación online y/o habituadas al teletrabajo o tener equipos ha distancia. Es cierto que en nuestra compañía estamos habituados a trabajar de esa manera, ya que nuestros estudios están ubicados en diferentes lugares alrededor de todo el mundo, por lo que para nosotros no ha existido problema en disponer de alumnos realizando las prácticas online. También, es muy importante que estos alumnos se sientan dentro de los equipos de trabajo y que trabajen de la mano de grandes profesionales para que les puedan guiar en sus tareas.

     3. ¿Crees que las prácticas ayudan a reforzar los conocimientos adquiridos en el master y pueden ayudar a mejorar las opciones laborales de los estudiantes? ¿Qué os han aportado como empresa?

Creo que las prácticas son totalmente necesarias para los estudiantes para que se enfrenten a proyectos reales profesionales. Además, en nuestro caso no solo han reforzado los conocimientos, sino ampliados en alguna tecnología que no tenían el conocimiento los alumnos. En este tipo de prácticas a nosotros nos ha aporta realizar pequeñas pruebas de concepto sencillas, que en nuestro día no son prioritarios y por tanto con el día a día solemos dejarlas más apartadas, pero con el apoyo de los alumnos podemos llegar a concluirlas.

    1. Háblanos de tu experiencia con las prácticas online de UNIR, sobre todo, dada la situación que hemos vivido con el COVID-19.

He tenido la ocasión de participar dos veces como tutora en el programa de prácticas on-line. Claramente es una modalidad que se ha adaptado perfectamente a la situación que estamos viviendo ya que nos ha permitido seguir acompañando a los estudiantes de manera virtual, respetando y manteniendo siempre las medidas de prevención establecidas sin afectar a la calidad de las prácticas. Los estudiantes han podido realizar sus prácticas conectándose desde su ciudad de residencia, ya sea Madrid, Bilbao, Londres o China.

   2. ¿Qué le aconsejas a las empresas que quieren colaborar en el programa de prácticas?

Es una modalidad flexible y práctica, que se adapta muy bien a las necesidades actuales.  Poder dinamizar y  aprovechar las aportaciones de los estudiantes, su mirada fresca y externa, sus aportaciones críticas a retos actuales y reales de la empresa es sin duda enriquecedor para todos nosotros. Además hemos podido contar en todo momento con el seguimiento, tecnológico y personal, por parte del equipo de UNIR, adaptado siempre en función de las necesidades de los retos planteados.

    3. ¿Qué les dirías a los estudiantes interesados en esta modalidad de prácticas?

Les permite conocer de primera mano la realidad de las empresas aportando sus conocimientos y propuestas a retos reales. Sus aportaciones pueden ofrecer una solución real y así ayudar a las empresas a mejorar determinados procesos o proyectos actuales. Les permite además mejorar su networking contactando de primera mano con empresas.

 

Poder dinamizar y  aprovechar las aportaciones de los estudiantes, su mirada fresca y externa, sus aportaciones críticas a retos actuales y reales de la empresa es sin duda enriquecedor para todos nosotros.

    4. ¿Crees que las prácticas ayudan a reforzar los conocimientos adquiridos en el Máster y pueden ayudar a mejorar las opciones laborales de los estudiantes? ¿Qué os han aportado como empresa?

Por supuesto ya que son la clave para conectar con las empresas y poder contrastar los conocimientos teóricos aprendidos con la realidad, que suele ser mucho más diversa y compleja. Permiten a los estudiantes consolidar conocimientos y ampliar experiencias mejorando sin duda sus opciones. Como empresa las prácticas on-line nos permiten, conocer y establecer un contacto directo con perfiles en búsqueda de empleo. Por otro lado nos aportan una mirada externa, posibles ideas y propuestas de mejora concretas a retos actuales.

 

Si quieres conocer más información sobre el Departamento de Empleo y Prácticas de UNIR, pincha aquí