El blog de Xavier Lorente Guerrero

La síntesis del diagnóstico se plasma en la definición del proyecto. Éste es un momento diferente al diagnóstico, pero que todavía no es la planificación. Es una forma de retrato robot del proyecto que queremos realizar. En realidad, es un anteproyecto o proyecto piloto, ya que formula las características básicas de la propuesta de intervención, pero sin entrar en detalle en su desarrollo.

Nuestra sociedad está cambiando, a nivel demográfico y en un futuro, será necesario establecer líneas de actuación centradas en el envejecimiento activo y en el fomento de la autonomía de las personas mayores, y a su vez, estrategias de acción basadas en mejorar la calidad de vida de las personas con dependencia. En el presente post, analizamos los principales riesgos de un colectivo que va en aumento y que modificará las estructuras económicas, sociales y de servicios de atención a las personas.

Podemos definir y describir el sentido del diagnóstico como el reconocimiento que se realiza sobre el terreno, previamente a cualquier actuación planificada. Nos permite descubrir los síntomas de una situación problemática y los posibles caminos para su posterior tratamiento. Así pues, en esta fase se recogen datos, se analizan, se agrupan y se sistematizan para, posteriormente, definir cuál será el mejor plan de actuación.

Las estrategias de enseñanza y de presentación de los contenidos en un EVEA para mayores, deben ser diferentes de las que se utilizan en la formación presencial. Por lo que se deberá planificar la formación poniendo en práctica estrategias y proponiendo actividades que ayuden a los estudiantes a descubrir los aspectos que necesitan aprender. Incitando al aprendizaje mediático e informacional.

La planificación es un saber tecnológico que sirve para sistematizar conocimientos y para aproximarnos adecuadamente a las realidades en las cuales queremos intervenir. Así pues, inicialmente la asociamos a la idea de organizar, dar orden, coordinar, prever alguna posible acción con el propósito de obtener algún resultado previamente fijado entre muchas posibilidades diversas, teniendo en cuenta los medios de los que se dispone y la realidad concreta en la que estamos situados.

Al hablar de vejez se aduce a conceptos como el de la disminución de la capacidad de adaptación a los nuevos estadios biológicos que limitan una actividad normal. Estos aspectos son acronológicos. Por otro lado, se habla del envejecimiento social, hecho que requiere una adaptación a los nuevos roles y/o estatus que individual y/o socialmente establecemos por vejez. Es necesario constatar que estos aspectos sociales pueden no ser justos ni favorables a la persona que sufre el proceso de envejecimiento.