Jueves, 06 julio 2017

Nuevas vías de la publicidad móvil: permitir probar aplicaciones antes de comprarlas

El interés de las compañías está en los móviles y en los formatos publicitarios que estos posibilitan. Según datos de 2016, la inversión en publicidad digital sigue creciendo y representa el 29% del total.

Cada vez son más los usuarios de móviles que hacen las gestiones en la pantalla pequeña y no en su ordenador de sobremesa o tablet. Por tanto, los anunciantes han de adaptar su publicidad y tener en cuenta que lo que se ve bien en un escritorio puede llegar a incomodar en un smartphone. Por otra parte, los móviles ofrecen oportunidades para hacer una publicidad diferente y conectar con los consumidores.

Uno de los formatos innovadores que más está creciendo son los anuncios playables, es decir, aquellos que permiten al usuario jugar en apps móviles y probar la aplicación antes de bajarla. Los anunciantes entusiasmados por este formato han pasado de invertir el 33% de sus recursos económicos en 2016 al 64% en 2017. Le siguen el vídeo a pantalla completa, vídeo social, anuncios nativos, cross promo, vídeos in-feed y el Rich media.

El formato playable ads corresponde a anuncios interactivos similares a un videojuego que ofrece un momento de evasión al usuario en vez de resultarle molesto. La compañía española especializada en publicidad móvil Mobusi asegura que así se aumenta el ratio de clic sobre la página. El cambio que introduce este nuevo formato es que convierte al usuario en partícipe y no en mero espectador. De esta manera consiguen que la retención se incremente un 16% con respecto a formatos publicitarios tradicionales y las ventas in-app aumentan un 9%. De ahí que cada vez sea más demandado en el sector tener formación específica en publicidad en distintos tipos de dispositivos como la del Máster Universitario en Publicidad Integrada.

Emociones que despiertan

¿Qué sucede cuando los intersticials o banners se convierten en divertidos? Imagínense por un momento a alguien en un tren distrayéndose con uno de sus juegos preferidos y de repente al terminar el nivel 1 aparece un anuncio. Puede que se irrite o por el contrario se alegre porque ese anuncio no es ajeno al contexto en el que está, sino que invita a seguir jugando, probar el tutorial o empezar a jugar sin descargarlo. Durante tres minutos se tiene la oportunidad de probar un nuevo juego y decidir si se quiere o no instalar la app.

Si el juego gusta, genera diversión, alegría y ganas de seguir superándose y probar con nuevos niveles. Además el anuncio favorece que el usuario elija si continuar jugando o no, es decir, deja en sus manos la última decisión. Lo cierto es que si el juego es interesante y efectivo será difícil resistirse a la oportunidad de seguir probando. Por tanto, se ha logrado conectar con el usuario que es lo que el anuncio pretendía y se dan todas las facilidades para una fácil descarga. Además, está comprobado que quienes instalan un juego o aplicación después de haberlo probado durante tres minutos suelen utilizarlos, no los dejan en el olvido y los mantienen más tiempo en el equipo.