Lunes, 04 mayo 2015

¿Qué tipo de letra beneficia a los disléxicos?

En la revisión de la literatura científica existen diversos planteamientos acerca de la tipografía de letra que beneficia a los escolares y personas con el Trastorno de Lectura conocido como Dislexia. El fin de este post es dar a conocer los tipos de letra que son facilitadores del aprendizaje lector de los disléxicos. Cunningham (2012) recomienda para Dislexia las fuentes Comic Sans, Arial, Helvética, Verdana o Tahoma, además de utilizar contenidos claros, frases cortas (10-15 palabras por frase), párrafos cortos y texto gris sobre fondo blanco oscuro. La Asociación Británica de la Dislexia, expone la siguiente tipografía: Arial, Comic Sans, Tahoma, Century Gothic, Trebuchet, Verdana, Myriad Pro y Geneve. La Asociación Madrid con la Dislexia recoge en su web las fuentes tipográficas Read Regular, Lexia Readable, Tiresias, Sassonn, Trebuchet, Arial, Geneve, Comic Sans y Myriad Pro. Rello (2014) aconseja como fuentes óptimas Verdana, Arial, Courier o Helvética, con un tamaño entre 18 o 22 puntos. En un estudio utilizando diferentes tipos de letras, Rello y Baeza-Yates (2013) hallaron que la tipografía Helvética, Verdana o Arial tiene más beneficios para los disléxicos frente a Open Dyslexic u otras fuentes tipográficas. Diversos estudios ponen de manifiesto fuentes de letras que han sido generadas para facilitar la lectura a disléxicos como son: Lexia Readable basada en Comic Sans, Read Regular con apertura en las letras y formas simplificadas, Sarakanda que es similar a la escritura en mano, Dyslexie que aumenta la apertura y acentúa la parte inferior de algunos signos y Open Dyslexic que usa una forma única para cada letra añadiendo en la parte inferior de las mismas fondos pesados para evitar la rotación espacial.

El conocimiento sobre la existencia de fuentes tipográficas óptimas y facilitadoras de la lectura en escolares disléxicos es fundamental para los profesionales de la educación y especialistas, en su quehacer cotidiano en el aula: modificar el tipo de fuente de exámenes, ejercicios, tareas, etc. es una adaptación básica que se debería de estar realizando en cualquier centro educativo actualmente. Además, los investigadores tienen que aportar mayor evidencia empírica respecto al tema sobretodo por las implicaciones prácticas en beneficio de un colectivo frecuente en la realidad educativa, como son los escolares con Dislexia.

Para interés del lector, actualmente existen páginas webs que permiten descargar gratuitamente las tipografías comentadas anteriormente y que benefician la lectura de los disléxicos, como por ejemplo: www.fontsquirrel.com, www.fonts..com/web-fonts y www.google.com/webfonts.

Referencias Bibliográficas

Cunningham, K. (2012). Accessibility Handbook. Sebastopol: O’Reilly.

Rello, L. (2014). DysWebxia: A Test Accesibility Model for People with Dyslexia. (Tesis Doctoral). Universitat Pompeu Fabra, Barcelona.

Rello, L. y Baeza-Yates, R. (2013). Good Fonts for Dyslexia. The 15th International ACM SIGACCESS Conference of Computers and Accessibility, Bellevue, Washington USA, 22-24 October.